¡Administrar una página de Facebook no te convierte en un experto en marketing digital!

Cuando trabajo en una agencia, es común recibir solicitudes espontáneas de personas interesadas en trabajar en el campo, ¡y algunos CV recibidos a veces me dan canas! Pequeña explicación:

En el contexto del marketing digital, la particularidad de este campo de actividad es que está en constante evolución y que gran parte de nuestro trabajo es actualizarnos constantemente sobre las tecnologías y tendencias del sector. El resultado es que todos somos, al menos en parte, autodidactas en algún aspecto del emarketing. Aprender haciendo es una constante en la profesión…

… ¡Pero solo porque tienes una página de Facebook y una cuenta de Twitter, no significa que puedas autodeclararte un experto digital! Y esto por 3 razones.

1. Las redes sociales son solo una pequeña parte del marketing digital

Las redes sociales se están apoderando de los titulares de los medios y parecen haber reemplazado a otras prácticas digitales, como el SEO o el correo electrónico. No se necesita nada cuando estamos interesados ​​en el ROI de las diferentes acciones (en gran parte con la ventaja de enviar correos electrónicos o hacer referencia a tenerlo). ¡Las redes sociales aún están lejos de haber reemplazado todo esto!

2. Publicar personalmente o para una empresa son dos formas diferentes de comunicarse

Todo está dicho en el título, comunicar publicaciones personales no es el mismo enfoque que en el contexto profesional. E incluso si es obvio que un formador domina las herramientas en un entorno privado, esto no le permite dominar las reglas de la comunicación corporativa.

3. No debemos descuidar la estrategia digital en relación a las herramientas

El 1er error cuando te declaras experto en marketing digital gracias al dominio de herramientas como Facebook o Twitter es que te centras en las herramientas en lugar de la estrategia. Y en esta área, la implementación de la estrategia es mucho más importante que la propia herramienta. Hay que conocer al público objetivo, identificar sus necesidades, establecer los objetivos. Y solo cuando esto se desarrolle, se podrá hacer la elección de acciones y herramientas, ¡no antes!

Conclusión

Te lo concedo, hay algunos momentos malos en este artículo, pero preferí ampliar la línea para aclarar el tema. ¡El objetivo no es degradar a los motivados a trabajar en esta área que sigue siendo fascinante! Pero un poco de humildad en su CV sigue siendo fundamental desde mi punto de vista. La experiencia de administrar una página de Facebook es, obviamente, un punto muy positivo en un CV, pero de lejos no el único.

Y para todos aquellos que quieran enviarme un CV en el futuro, no tengáis miedo, os prometo que no lo juzgaré con dureza:-)

Quizás te interese…

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayude a optimizar tu visita. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Puedes aceptar o rechazar su uso siempre que lo desees. Encontrarás más información en nuestra política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar